Portada » Actualidad » Premios Cacique Guaymaré: un reconocimiento a productores, comerciantes, industriales, entidades de servicio, clubes y otros emprendimientos de Guaymallén (etapa 6).
Diario G24
????????????????????????????????????

Premios Cacique Guaymaré: un reconocimiento a productores, comerciantes, industriales, entidades de servicio, clubes y otros emprendimientos de Guaymallén (etapa 6).

Protagonistas que construyeron y siguen aportando al progreso del departamento.

Con el fin de destacar la trayectoria y el esfuerzo de comerciantes, industriales, productores e instituciones deportivas, culturales y sociales locales, la Municipalidad de Guaymallén entregó los premios «Cacique Guaymaré»; distinción para quienes apostaron 40 años o más al departamento, con sus mejores productos y servicios.

A partir de esta propuesta, declarada de Interés Municipal por el decreto 2917-20, fueron distinguidas 45 firmas y entidades, con un diploma y una pieza artística. Las obras de arte fueron todas realizadas por Fabián Álvarez, Federico Arcidiacono, Beatriz Delbono y Alejandra Civit, reconociendo de esta forma, además, la creatividad de los artistas locales.

Es importante destacar que la entrega de los premios será publicada por etapas.

. Soda Kirem 56 

En el año 1960, Vicente Martín Castro y su socio Marcelo De Filippis adquirieron esta sodería, a la que bautizaron Kirem; inspirados en las primeras letras de los nombres de sus esposas, las hermanas Kika y Remedios.

Fruto del sacrificio diario, en el año 1965 dieron un salto importante e inauguraron la primera fábrica de soda del oeste argentino que cumplía con las normas IVESS, lo que permitió la modernización de maquinarias para la elaboración de un producto en perfecto estado de conservación.

Los mismos valores de esfuerzo y constancia inculcados por los iniciadores se mantienen intactos de la mano del titular de la firma, Mario Martín; y sus hermanos Roberto, Ángel y Luis, hijos de Vicente y Kika.

Con honestidad, compromiso y afecto, no sólo se han ganado la lealtad de un público que guarda gratos recuerdos y anécdotas de diferentes épocas del establecimiento sino que se han repuesto de las crisis, sin bajar los brazos.

. Calzados Pipío: 

Inaugurado en noviembre de 1974 por María del Carmen Pizzolo de Fernández, se convirtió en uno de los negocios más representativos del departamento. Al principio atendió al público en calle Italia de Villa Nueva, pero 10 años más tarde el crecimiento de clientes y la mercadería de buen nivel dieron pie a la construcción del nuevo local con mayor espacio en Paseo Libertad al 821.

Dicho comercio está dedicado a la venta de calzados para damas caballeros y niños, tanto de vestir como deportivos; con diseños variados, excelente calidad y estilos modernos; sin dejar de lado la comodidad de sus leales clientes de tantos años, que en muchos casos son considerados amigos.

La pasión por el trabajo honesto y el buen trato de la fundadora, Marita como la llaman habitualmente, son valores que comparte día a día con su esposo Juan José Fernández.

Ambos, empeñados en el esfuerzo y el progreso sobre bases seguras, sin aventurarse con inversiones arriesgadas, han sobrevivido a tiempos económicos y sociales complicados.

. La Joya Establecimiento Aceitero: 

Esta empresa fue fundada por José y Pedro Angulo en el año 1944, dos visionarios que apostaron al trabajo sostenido y lograron un lugar de relevancia en la economía local. Su legado ha pasado a ser responsabilidad de sus sobrinos, con Martín Federici como gerente de la aceitera.

Con calidad, atención personalizada y confiabilidad, esta firma lleva años envasando y comercializando aceite comestible en sus variedades de oliva, girasol, uva y maíz. Además, provee a todas las empresas de snack de la provincia, hoteles y restaurantes.

Este establecimiento familiar se ha mantenido sólido, aún en temporadas difíciles, gracias a su producción de excelencia, la fidelidad de sus clientes y los precios justos.

. Corralón Ferretería Candito: 

Con la perfecta combinación de sueños comunes, afecto y trabajo, Antonio Candito y sus hijos Demetrio y Alberto fundaron este negocio que está a punto de cumplir 50 años en el rubro. Además, la suma de la tercera generación representada por los tres hijos de Alberto asegura la continuidad de la empresa familiar. 

Este negocio atendido cordialmente por sus dueños ofrece mercadería de calidad y asesoramiento pre y postventa a sus clientes.

Sin dudas, el esfuerzo mancomunado, el respeto y la perseverancia han sido una base sólida para sobreponerse a los vaivenes económicos del país.

. Autoservicio Tacuara: 

La familia Juri fundó este establecimiento en el año 1992. Es un autoservicio que pone a disposición de la gente un amplio surtido de artículos comestibles, de limpieza, perfumería y mucho más.

Avalan su prestigio la consideración permanente por sus clientes, los productos de primera calidad y los precios razonables. Valores que han sido y son los que representan este negocio que hoy está a cargo de Federico Juri.

Si bien vivió algunos altibajos, logró resurgir con esfuerzo, persistencia y deseos de brindar un mejor servicio a la comunidad.

Comentarios

comentarios

Te puede interesar

Más plazas recuperadas: el turno de los barrios Santa Rita y Falucho

A la altura de las calles Los Lirios, Las Verbenas y Las Anémonas, ya luce …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.